Corales | Que son, alimentación, reproducción y tipos de corales marinos

El término Coral no posee un significado taxonómico y bajo este nombre se clasifican diversos tipos de organismos. Los corales marinos pertenecen, casi todos, al filo Cnidaria y la clase Anthozoa (algunos pertenecen a la clase Hydrozoa).

Los Corales Marinos están formados por cientos de miles de individuos.

¿Que son los Corales Marinos?

Se asemejan a rocas pero en realidad se trata de animales coloniales invertebrados que juegan un papel fundamental en el mundo acuático. Son muy parecidos a la anémona y se agrupan formando grandes arrecifes en aguas tropicales y subtropicales.

Características del coral

Una colonia de coral da la impresión de ser un solo organismo, pero la realidad es que se trata de un conjunto o de muchos organismos individuales llamados pólipos. El pólipo posee un tamaño de unos cuantos mm de diámetro.

Presenta una capa externa de células epiteliales y tejido interno gelatinoso, llamado mesoglea. Tienen simetría radial, tentáculos rodeando la boca central que lleva al estómago o celenteron, por donde ingiere alimentos y expulsa residuos.

Otras de características de los corales

  • Son animales simples que no presentan columna vertebral, extremidades, nariz, ojos u oídos. Se desarrollan de forma simétrica alrededor de un eje central.
  • Se consideran sésiles o fijos a estructuras, por lo que no pueden desplazarse para huir del peligro o en búsqueda de alimento.
  • Tienen tentáculos con células que producen escozor y se utilizan para protegerse y alimentarse.
  • De acuerdo a la especie y al papel que desempeñe en el ecosistema, cada ejemplar puede vivir de 3 meses a 30 años.
  • Los corales pequeños miden entre 1 – 3 mm de diámetro. Otras especies miden de 10 a 25 cm. Al formar colonias, crean estructuras que pueden llegar a alcanzar hasta 4 metros de alto y siguen aumentando un metro por año.
  • Las estructuras compuestas crecen a tamaños excepcionales que incluso son visibles desde el espacio, como sucede con la Gran Barrera de Coral.
  • Tienen tonalidades únicas y hermosas, este color es debido a unos organismos (zooxantelas) que viven entre sus tejidos y les da matices verdes, marrones o naranjas. Cuando las zooxantelas no están presentes, entonces se verán transparentes.
  • Hay especies que también tienen tonalidades azules, blancas, purpuras y amarillas.

Hábitats del coral

Están distribuidos por todo el planeta en aguas tropicales y subtropicales. También hay especies que viven en zonas polares. Los arrecifes están ubicados al oeste del océano Atlántico y hacia el Indo-Pacífico.

Estos seres vivos requieren de mucha luz solar para subsistir, por lo que viven en aguas poco profundas y muy cristalinas. Pero, como siempre, hay excepciones que habitan hasta 3.000 metros de profundidad. Los corales que conforman arrecifes prefieren estar en la superficie y en zonas que tienen oleaje fuerte, ya que reciben más alimento y oxígeno.

Tipos de corales

Existen dos tipos de corales:

1 – Corales hermatípicos

Crédito de la imagen: ExpertoAnimal

Son los corales duros, poseen un exoesqueleto pétreo constituido por carbonato de calcio. Su color proviene de la relación con las zooxantelas. Si las algas mueren, los corales se blanquean y mueren.

2 – Corales ahermatípicos

Crédito de la imagen: ExpertoAnimal

Estos corales no poseen esqueleto calcáreo, pero pueden tener una simbiosis con las zooxantelas. Se les denomina también corales blandos, por su estructura no pueden formar arrecifes de coral, pero sí son coloniales.

Alimentación de los corales

Los pólipos toman nutrientes de organismo pequeños, como el plancton y pececillos. Usan los tentáculos para inmovilizar a la presa o matarla con los nematocistos (células que liberan veneno).

Se contraen para dirigir el alimento al estómago, cuando ya han digerido, este se abre para expulsar los desechos y comenzar el nuevo ciclo de caza. Los pólipos también pueden recoger moléculas orgánicas disueltas.

Hay muchos corales que crean una relación simbiótica con las algas zooxantelas. Cada polio albergará un tipo de alga, por medio de la fotosíntesis ofrecen energía al coral y permiten su calcificación.

¿Cómo se reproducen los corales?

Los corales marinos tienen dos maneras de reproducirse:

1 – Reproducción sexual

La reproducción de los corales es principalmente sexual. Cerca del 25% de los hermatípicos o pétreos forman colonias unisexuales (del mismo sexo), el resto son hermafroditas. Por otro lado, 75% de los corales pétreos desovan por difusión, liberando gametos al agua y así dispersas sus crías.

Larvas

Los gametos se fusionan para dar lugar a una larva o plánula de color rosa y con forma elíptica. En este proceso se van a formar miles de larvas para que se garantice la formación de nuevas colonias.

En el caso de los arrecifes, se inicia el desove de forma sincronizada, todos la misma noche. El momento preciso para la liberación de los gametos dependerá de la especie y las señales ambientales (ciclo lunar, temperatura, señalización química, duración del día, etc.), siendo la puesta de sol la señal más adecuada.

Incubadoras

Las incubadoras son especies sexuales ahermatípicas que liberan únicamente esperma sin flotabilidad que hundirá a los que portan huevos. Tras la fecundación, se liberan las plánulas que están preparadas para instalarse en el suelo marino.

Pólipos

Las plánulas nadan en dirección de la luz y de los sonidos emitidos por los arrecifes, alcanzando aguas superficiales. A medida que viajan a la deriva, irán creciendo hasta que descienden buscando una superficie dura para posarse e iniciar la nueva colonia.

Desde el momento del desove hasta que se asienta, la larva ira creciendo hasta que se convierte en pólipo, eventualmente podrá convertirse en una cabeza de coral por gemación y crecimiento asexual.

2 – Reproducción asexual

Los pólipos genéricamente idénticos en una cabeza de coral pueden reproducirse por brotación o división, puede ser longitudinal o transversalmente.

Brotación

Implica la separación de un pólipo pequeño de uno adulto, a medida que el nuevo pólipo crece se forman las partes de su cuerpo. El brote puede ser intra-tentacular, formando pólipos del mismo tamaño en el anillo de tentáculos. También puede ser extra-tentacular, desde la base, formando un pólipo más pequeño.

División

En este caso el pólipo original va a dividirse en dos y llega a ser tan grande como el original. Cuando es longitudinal, el pólipo se ensanchará,  el cuerpo se divide a lo largo, la boca se parte y aparecen nuevos tentáculos.

La división transversal implica el fraccionamiento del pólipo y el exoesqueleto transversalmente, en dos sesiones que deben generar las piezas faltantes por separado.

División colonial

Pueden formarse dos colonias con el mismo genotipo a partir de la reproducción asexual de una colonia. Los mecanismos para que esto suceda pueden ser:

  • Fisión: La colonia se fragmenta en dos o más colonias en las primeras etapas del desarrollo.
  • Rescate: Es cuando un único pólipo deja la colonia y forma otra en un lugar diferente para crear una nueva colonia.
  • Fragmentación: Es cuando ha sido fragmentada por tormentas o desastres naturales. Los pólipos que han sido separados podrán comenzar a formar nuevas colonias.

¿Cuáles son los depredadores de los corales?

En un ecosistema de arrecifes de coral saludable, los depredadores forman parte natural del mismo. Los problemas sobrevienen cuando se producen poblaciones excesivas de coralívoros. Entre los más comunes depredadores de corales están: Las estrellas de mar, caracoles y babosas marinas.

¿Están los corales en peligro de extinción?

Según datos de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN por siglas en inglés), los corales están dentro de los seres vivos en peligro de extinción. La acción del hombre es una de las principales amenazas de los corales.

Los expertos advierten que, de no hacer nada, se perderán todos los corales en un plazo aproximado de 30 años. Afirman que, en el mejor de los casos, jamás se podrán recuperar tal y como eran.

Deja tu comentario

16 − 3 =